Nino Sánchez
Amparo García-Otero

 

"Juglares del Duero"

La fuerza que irradia Nino Sánchez, junto a la magnífica voz de Amparo García-Otero, unidos ambos para formar Juglares del Duero, se dejó sentir en Soria, el jueves, 3 de septiembre pasado (2009), en el Palacio de la Audiencia.

El grupo puso en escena un auténtico espectáculo, con acompañamiento de músicos encargados de la percusión, acordeón, piano y guitarra eléctrica. “Los mejores”, diría Nino, y no le falta razón.

La primera parte la ocupó Amparo, dando voz a poemas de Gerardo Diego y Antonio Machado, para dar paso a Nino Sánchez, e interpretar, juntos, algún tema.

El dominio de la escena, la potencia intacta del cantautor y poeta salmantino, hubiera merecido más cuidado en la publicidad de Juglares del Duero, que lanzan a los cuatro vientos temas y sentimientos castellanos. La actuación en la plaza Mayor, por ejemplo, en pleno mes agosto, con entrada libre, hubiera hecho que las voces, la música y los temas de estos dos grandes voceros de los castellano hubiera llegado a muchos oídos.

Casi nadie sabía que ellos actuaban en Soria, que iban a emocionar y también a remover sentimientos que, para algunos, han pasado a la Historia, sin apenas haberla rozado, en aras de superficialidades y modernidades como suspiros imperceptibles.

 

Nuevo trabajo de Nino Sánchez

El compositor, cantante y folklorista salmantino Nino Sánchez, acaba de regalar a sus seguidores un nuevo álbum, “Juglares del Duero”. En compañía de la compositora, cantante lírica y estudiosa de la música tradicional, Amparo García-Otero, han creado doce canciones con el hilo conductor del río Duero. Bellísimas.

Ambos llegan hasta este delicado trabajo a través de una senda que, si no siempre ha sido fácil, sí ha satisfecho plenamente a sus seguidores. Nino ha sido muy premiado, su vida ha transcurrido entre numerosos instrumentos musicales, pertenecientes a la tradición castellano leonesa, de los que él sabe sacar los mejores sonidos, guitarra, dulzaina, laúd, mandolina, flautas, percusiones tradicionales…, todo lo que pasa por sus sentimientos, adquiere un significado especial. Amparo ha editado los trabajos discográficos “Castilla, mi corazón espera”, “Pisa despacio” (intérprete y autora) y el oratorio “Vivo sin vivir en mí”, sobre textos de Teresa de Jesús.

Pero dejemos hablar a quienes se han involucrado en el trabajo de Nino y Amparo, escribiendo expresamente para la edición de este disco.

“Terradillos, 4 de Abril MMVIII

Amparo, Nino:

Entro en contacto con vosotros para agradecer la deferencia que me habéis hecho en los últimos días, mil veces he estado tentado en echarme sobre el recado de escribir para enviar unas palabras, pero me he contenido mientras seguían llegando los regalos con ritmo lunar.

En estos días iniciales de la primavera las canciones del próximo disco en el que va a quedar el afán común de dos amigos unidos por un nombre, pero con la misma comezón en el sentir de una tierra. No podía haber un nombre y patronímico mejor: Juglares del Duero. Nada más leer o escuchar el nombre surge la evocación: un río –puede ser el Duero, o cualquier otro- pero desde esta ribera observo el lugar al que me dirijo, ahí al otro lado espera para descubrirse y enseñar al caminante. Con vuestras voces, bien sea dando vida a versos firmados, anónimos, o de creación propia… conseguís dejar el aire preñado de serenidad, pensamiento, recuerdo hacia atrás y deseos adelante. Por eso vuestras canciones son puntadas de agua, puntadas de río.

Las “píldoras” que me habéis recetado han sido tomadas en la posología indicada, soy un buen paciente; han sido escuchadas una, dos, diez… veces y me alegro. Vagabundeo por las canciones e inmediatamente, vienen para acompañarme paisajes y personas –aunque en esta Castilla y León del momento abundan mucho los primeros y cada vez escasean más las segundas-, algunos ya no están lo que no significa que se hayan marchado, permanecen a nuestro lado dándonos formalidad y vigor espiritual… Desde mi ventana veo tanta tierra, mis amigos Juglares cantan, dejo volar la imaginación y profetizo: Sus voces y el agua que nos traen en su mensaje críptico podrían volver a resucitar el verde en horizontal, la tierra en vertical y las voces en las espadañas. Así sea.

Abro la memoria, calafateo el corazón, recurro a la biblioteca… ¡Ahí está! Unos versos que os retratan a mi buen entender: Me embiste el corazón, brama en mi pecho/un toro que olfatea su querencia./Crece el recuerdo, aumenta la conciencia/y el camino va haciéndoseme estrecho/… Se trata del primer cuarteto de un soneto del poeta Luis López Álvarez, “La Querencia”.

Lo anterior me da pie para deciros lo siguiente, ya sé que lo sabéis; es más mucha de vuestra obra ha tratado de ello, pero hoy quiero decirlo, contarlo a los amigos: ¡Cuánta alma, cuánto heroísmo, cuánta fuerza, cuánta resignación hay en las vidas humildes de los pueblos! Iniciad la singladura que os lleve de pueblo en lugar, de plaza en ermita, de escalinata en soportal y cantadnos, enseñadnos los versos, a tocar las músicas… que el sonido de la dulzaina y la guitarra encuentre dúo en algún pórtico.

Ya para despedirme dejad que os repita las gracias, y pida una pequeña maquila, si no hay inconveniente podrá ser pagada…, por ejemplo, La Tierra de Alvargonzález, a cambio uso uno de vuestros versos y convertido en heraldo de Juglares del Duero, anunciar a voz en grito: ¡Ya vienen los juglares! ¡Ya vienen los juglares!”.

Viejo Gañán

"... Y al aire"

Nino Sánchez

blog de "Juglares del Duero"

"nadie es más que nadie"

"Vivo sin vivir en mí"

Amparo García-Otero

Nino Sánchez

volver a arte

©soria-goig.com