Despoblado Torretarranclo o Torretarrancho

 

(Pulsar sobre las fotos para ampliar)
 Torretarrancho, despoblado de Soria

El despoblado de Torretarranclo o Torretarrancho (según donde aparezca escrito), se encuentra casi a pie de la carretera SO-630. Pasado San Pedro Manrique y tomando la dirección de Magaña, unos metros antes de llegar al cruce de Valtajeros, hay un estrecho camino de entrada y desde ahí, subiendo un repecho, se llega a lo que queda de este pueblo.

El documento más antiguo consultado es el Catastro del marqués de la Ensenada, que para el caso de este lugar los datos se tomaron el 16 de enero de 1753. En este documento se le llama “Lugar de Latorre de Tarranclo”, barrio y jurisdicción de la villa de Suella-Cabras. Era del señorío del duque de Alba quien cobraba por el derecho de alcabalas 78 reales de vellón que hacen 2.652 maravedíes. Los diezmos y primicias correspondían a la santa Iglesia de la ciudad de Calahorra y al cabildo de Magaña con los de Valtajeros, las Fuentes y sus anejas.

Torretarrancho, despoblado de Soria

Torretarranclo contaba, de Este a Oeste, 600 varas y de Norte a Sur 1.400 varas de territorio. Limita al Este con Las Fuesas, al Oeste con Valtajeros, al Norte con Valdelavilla y al Sur con Fuentes de Magaña. Se dedicaban, como la gran mayoría de los pueblos sorianos, a la agricultura y la ganadería: tierras de regadío, huertos, que se riegan por piezas y dan hortalizas de 1ª calidad, y de secano recogen de primera, segunda y tercera, además de prados de siego. Se recolecta berzas, trigo común, centeno, cebada, avena, lentejas, alverjones (almortas) y hierba.

Torretarrancho, despoblado de Soria

En esa fecha de 1743 vivían once vecinos todos del estado general, entre ellos dos viudas. Tenían 18 casas, en once vivían los vecinos, tres de ellas estaban sin moradores, y cuatro se utilizaban para guardar hierba y paja. Eran propietarios de cuatro mulos, cinco yeguas, tres caballos, trece jumentos, catorce cerdos, trescientas cuarenta y seis cabezas de lanar churro, y ciento cincuenta de lanar fino que pasta en Extremadura. Posiblemente este ganado iría de excusa con otros mayores, ya que vivían en Torretarranclo seis pastores de ovejas trashumantes: Pascual Martínez, José Herrero, Joaquín de Córdoba, Juan Casado, Manuel y Domingo la Cuesta, que trashumaban con lanar fino de grandes propietarios, entre ellos, los Cereceda. Además residían tres labradores y un carpintero.

El Común del pueblo era pobre, sólo era propietario de las rentas de las rastrojeras. Pese a eso, además de las alcabalas que le correspondían al duque de Alba, de los diezmos y primicias para la Iglesia, debían hacer frente, cada año a 54 reales, buena parte de los cuales iban a parar, de una u otra forma, a la Iglesia: redención de cautivos, Casa Santa de Jerusalén, gasto que hacen los predicadores en la Cuaresma (el mayor aporte, 12 reales). Así que sólo les quedaba 8 para componer y reparar una balsa, y 6 para composición de caminos, 9 al contador que hace los repartimientos, y el resto para el gasto de pasar de un lugar a otro a los pobres enfermos trashumantes.

Torretarrancho, despoblado de Soria

Cuando un siglo después, 1845, Pascual Madoz recaba información para su Diccionario Geográfico, Torretarranclo pertenecía a Suellacabras y sólo residían en el pueblo tres vecinos, doce almas. La iglesia dice que está dedicada a San Bartolomé.

 

© soria-goig.com

Tierras Altas Archivadas