Judes

   Santa Teresa y los reencuentros. 2016

Un año más se reunieron en Judes para celebrar la festividad de Santa Teresa, su patrona. Fue el 15 de octubre, un día radiante, sábado además, lo que dio lugar a que numerosos judeños se concitaran para revivir tiempos de ayer mismo.

La Cofradía de Santa Teresa fue la encargada, como siempre, de la organización de la fiesta, que se repetirá en agosto, cuando los judeños vuelvan para pasar el verano en el pueblo. Hace años que ya no es necesario pujar para ser mayordomo, hecho que se producía como una promesa por algún favor recibido. La misa fue concelebrada por tres sacerdotes. Uno de ellos cumplía cincuenta años de sacerdocio.

Trabajaron los cofrades, y mucho, para que las más de ciento treinta personas fueran atendidas perfectamente durante la comida comunitaria, excelente por cierto, donde no faltó el cordero asado y, de repostre la tarta conmemorativa de la efeméride sacerdotal. Aunque lo más importante de estas reuniones es el reencuentro, donde todos recuerdan, con más alegría que nostalgia, aquellos tiempos en los que Judes era un pueblo lleno de vida, de niños, de gente joven, y donde se practicaban ritos y tradiciones que nos contó, y nos sigue contando, Pilar Bartolomé.

Judes, en la sierra del Solorio, sufrió como todo el mundo rural la sangría de la despoblación pero, al igual que acontece en tantos pueblos sorianos, poco a poco se van rehabilitando casas, construyendo otras nuevas, sembrando huertos ayer abandonados, lo que ofrece aspecto de cariño hacia la tierra que les vio nacer y muchos se vieron obligados a abandonar, momentáneamente. Este año con la sorpresa además de la miel envasada con el nombre de Miel de Judes, un producto exquisito de esta zona que por fin está siendo comercializada. Como todos los productos excelentes, escaso de momento.

 

turix

Judes celebra a Teresa de Jesús, su patrona. 2015

 

Este año se ha celebrado el V Centenario del nacimiento de Teresa Sánchez de Cepeda y Ahumada, la santa de Ávila, y en Soria capital se ha conmemorado con actos, conferencias, exposiciones y una publicación. La santa estuvo en Soria y fundó el convento de Carmelitas Descalzas de la Santísima Trinidad, en la plaza de Fuente Cabrejas, donde permanece activo a día de hoy. Otros monasterios se hallan instalados en El Burgo de Osma, fundados después, uno femenino y otro masculino.

Pero existe otra huella de la santa en la provincia de Soria. Al Sur del Sur, como dicen allí, en Judes, hermoso pueblo en la parte soriana de la Sierra del Solorio. Una reliquia y, que sepamos, el único pueblo en toda la provincia donde tienen por patrona a Santa Teresa de Jesús. Como nadie ha recordado este hecho, nosotras, que fuimos invitadas a la fiesta, queremos recoger aquí las vivencias de un día muy importante para los judeños, a quienes acompañó el sol radiante y una temperatura casi veraniega.

¡CLICK!
(pulsar para ampliar)

Como escribimos en la reciente publicación “Tal y como vivíamos”, este patronazgo debe ser, inevitablemente, reciente en la historia, ya que fue en el siglo XVII cuando Teresa de Cepeda fue santificada. El caso es que los judeños, desde que Teresa de Jesús se convirtió en patrona, celebran con devoción y alegría ese día. Y lo hacen, a día de hoy, en dos ocasiones. Una en agosto, cuando Judes recibe a quienes se vieron obligados a marchar en busca de trabajo, que no de mejor vida, y dedican varios días a la fiesta. Y otra el día que se conmemora la festividad de la santa, el 15 de octubre, cuando lo hacen con no menos alegría y el mismo fervor.

De la organización de las fiestas se encarga la Cofradía de Santa Teresa, perfectamente protocolizada. Tiempo atrás, cuando Judes abonecía de habitantes, para  llegar a ser Mayordomo mayor era necesario pujar. Él se encargaba de la organización de la fiesta y de hacer la limonada. Se pujaba cuando se había hecho una promesa (parecido a los  exvotos), o se había acabado una casa, por ejemplo, y podían acceder tanto hombres como mujeres, el cargo era por un año.

¡CLICK!
(pulsar para ampliar)

También en tiempos no tan remotos existía el festejo llamado los Toros de Santa Teresa que enlaza con una leyenda situada en la laguna, y una promesa hecha por un mercader que se halló en serios apuros sobre la laguna helada. De aquella costumbre, además del recuerdo colectivo, resta una pintura en la fachada de una casa junto a la iglesia, realizada por Marino Checa Sanz, que fuera alumno del pedagogo nacido en Villarijo, Ezequiel Solana. Siempre con la santa de Ávila presente, en 1922, cuando se cumplían los trescientos años de la canonización de Teresa de Jesús, los más de seiscientos habitantes de ese interesante pueblo, celebraron una fiesta con procesión y arcos florales, recogida por un periódico en cuyo recorte no figuraba el nombre de la publicación.

El pasado 15 de octubre celebraron a la santa con actos religiosos y comida comunitaria, Las mujeres judeñas cantan muy bien, y lo mostraron a lo largo de la misa, con distintos cánticos religiosos y el himno de Santa Teresa, con la imagen de la santa y la reliquia presidiendo la ceremonia. Frente a ellas, los cofrades, con sus varas, y las insignias. Después de la misa todos pasaron a besar la reliquia que sostenía el sacerdote.

¡CLICK!
(pulsar para ampliar)

En la comida comunitaria no faltó el cordero asado, tan propio en toda la provincia y, especialmente en Judes, donde su extenso término se vio poblado por rebaños de esta raza, abundando las ovejas negras. Cafés y licores fueron obsequiados por los cofrades en recuerdo de la limonada y galletas con la que regalaban antes a los asistentes.

Nosotras, desde aquí, queremos felicitar a los judeños y unirnos a esa celebración, aunque no les haya llegado ningún eco de las conmemoraciones oficiales realizadas en la provincia.

© soria-goig.com

turix

lolaVolver a Judes

lolaVolver a index Pueblos

 

FORMULARIO  esperamos vuestras Colaboraciones

© Aviso legal todos los textos de las secciones de Pueblos y Rutas, pertenecen a la obra general Paseando Soria de Isabel y Luisa Goig Soler y tienen su número de Registro General de la Propiedad Intelectual: 00/2003/9219.
Los trabajos originales de Etnología, Historia y Heráldica también están registrados por sus autores.
Así mismo los textos de los libros de las autoras están protegidos con su correspondiente ISBN

página principal soria-goig.com