.

LA SIERRA DESOLADA

 

Iñaki Ustarroz Irizar

Ataurique Ediciones
2012

 

Iñaki Ustarroz se enamoró también de ese conjunto de montes y sierras del Norte de la provincia de Soria, que aquí denominamos como la Sierra, a secas, o Tierras Altas. Uno más de tantos como hemos caído en las redes de ese espacio que, por mucho que nos empeñemos, nada tiene de mágico y sí, en cambio, de telúrico.

El pamplonés Ustarroz se prendó de la zona gracias a otro enamorado, Avelino Hernández y su “La sierra del Alba”. Y recorrió los pueblos que Avelino iba retratando. Lo hizo, como relata en su novela, sobre una moto desde Pamplona hasta donde el camino moría, para continuar después descendiendo barrancos o ascendiendo laderas, topándose con esos edificios que un día albergaron vida y sueños, y ahora se muestran con toda la poesía y el romanticismo que sugieren las ruinas, aunque a algunos nos provoquen otros sentimientos menos hermosos, además de los otros.

Es bueno que la Sierra de Soria haya quedado, al menos, para inspiración de poetas y escritores, también de esta forma se evitará el olvido y la total desaparición. A ello ha contribuido también Iñaki Ustarroz con esta novela. Se ayuda, narrativamente hablando, de un maestro morador en la residencia de ancianos de San Pedro Manrique, conocedor de la zona, hombre ilustrado, y de una amiga muy querida.

Desarrolla una trama muy original y que nada de extraño tiene que se hubiera dado, o hubiera podido darse, y que resulta tan interesante, o más, que la propia narración de aquello que va encontrando y que, minuciosamente, describe el autor con cariño y sorpresa.

soria-goig.com 

 

Narrativa Soriana

Biblioteca Sorianaindex autoresindex títulosescritoresgoig soler

inicio del web
© soria-goig.com